Ditram

La nueva Clase S revoluciona el Lujo.

Compartir en:

La nueva Clase S, produce una sensación expectante. Hay cierto nerviosismo casi eléctrico que recorre el cuerpo antes de mirar la perfección de frente… o de sentirla. Los amantes del automovilismo, perciben algo similar, al entrar en el Louvre en París, a la Scala de Milán o al Partenón en Atenas. Nos acercamos a esta nueva Clase S de Mercedes Benz y sus formas empiezan a desatar emociones: Es la máxima versión de elegancia y tecnología en un auto en todo el mundo.

La tecnología que aquí se presenta forma un estándar de calidad nunca visto, y ofrece también una conducción eficiente y sin contratiempos que se puede sentir desde la primera pisada.

Se trata del sedán de representación más grande y moderno del fabricante líder en el segmento de lujo: La nave insignia de la flota de Mercedes Benz. En su genealogía aparecen algunos de los más revolucionarios y elegantes automóviles de la historia. Es, sin más, la reinterpretación de la lógica del lujo y de la elegancia, desde la perspectiva del liderazgo tecnológico. Y sus formas lo hacen notar.

Con un diseño de líneas ligeras, la nueva Clase S es como un traje de gala que contiene cierta tensión en sus formas. Es como si en sus ángulos esculpidos en acero, convergiesen en un momento dado, la prestancia de un auto señorial, con la ansiedad de un velocista, listo para entrar en acción en cualquier momento.

La parrilla tradicional de Mercedes Benz simula ser el portal de ingreso a este mundo de alta sofisticación y comodidad. Los límites de su capó, dueño de una elegante y sutil nervadura central, están demarcados por las vanguardistas formas de sus grupos ópticos que, a su vez, abren hacia las marcadas líneas laterales que entregan dinamismo al conjunto. Su techo baja suave hasta el maletero, bien definido, lo que logra un aspecto estilizado y fluido.

Me siento en el puesto del conductor y enciendo el sofisticado sistema de masaje del asiento. La nueva Clase S, no ha sido desarrollada tan solo para transmitir su potencia en la carretera. También es capaz de comunicarle el poder al conductor.

Al ingresar es posible percibirla tradición indiscutible de Mercedes Benz, en cada uno de sus detalles: El peso justo de sus puertas, la suavidad de sus alza vidrios, la nobleza de los materiales en la consola, la simpleza y elegancia de sus instrumentos. Es la bienvenida a casa para quien ya ha disfrutado de la Clase S. Pero, al girar el contacto, las cosas cambian. Estamos ante el auto del futuro.

Porque más allá de su tradición y de sus veneradas formas, es el despliegue tecnológico de la nueva Clase S la que ha desatado el interés del mundo entero. Para llevar la comodidad, el lujo y la seguridad a un nuevo nivel, los ingenieros de Mercedes Benz se plantearon diseñar y crear el mejor auto que jamás el asfalto haya visto.

En las manos se siente la calidad del cuero de su volante. Apenas un adelanto de lo que está por venir. Al conectar “Drive” en el selector de velocidades, y presionar ligeramente el acelerador de este S 500, que al empezar a rodar, activa el Magic Body Control y todas las irregularidades del camino desaparecen.

Este sistema, el Magic Body Control, utiliza el Road Surface Scan (Escáner de superficie de la carretera), que es capaz de rastrear las imperfecciones del camino, gracias a una cámara estereoscópica. Si se detecta alguna irregularidad, el tren de rodaje Magic Body Control se adapta con anticipación a la nueva información y responde para hacer que los baches sean imperceptibles para el conductor.

La nueva Clase S, también forma parte del catálogo de productos de los mejores distribuidores de Mercedes en España. Si lo quieres apreciar en todas sus configuraciones, solo debes pinchar aquí.

Categorías

Etiquetas

Tu sitio ni tiene ningún etiquetas, así que no hay nada que mostrar aquí de momento.

logo footer